¿Dónde están los buenos maestros?

Un buen maestro es alguien con capacidad y actitud para aplicarlas a la finalidad de su trabajo que es el aprendizaje de sus alumnos.
Un buen maestro es quien aprendió –en teoría, pero fundamentalmente "de corazón"- que, la mayoría de las veces,  no hay dificultades en el aprendizaje, sino limitaciones de enseñanza.
Un buen maestro es quien maneja el currículum, la evaluación y las normas y las adapta constantemente para que le sirvan a sus alumnos.
Un buen maestro es quien asume el compromiso de que todos sus alumnos aprendan, que no falte ninguno y acepta el ritmo y el estilo de cada uno para llevarlo lo más alto posible.
Un buen maestro es quien desarrolla y alimenta una vocación original; que no elige la docencia por descarte, como una forma de esquivar otras carreras profesionales que son más exigentes.
Un buen maestro sabe que el derecho a la educación no se reduce al derecho a inscribirse en la escuela, sino que se cumple si es derecho a aprender.
Todos coinciden que los maestros son la pieza fundamental de la calidad educativa de cualquier país y sin ellos, cualquier esfuerzo por mejorar la calidad de la educación es completamente fútil.

Muchos plantean impulsar políticas para mejorar la imagen, formación y condiciones laborales bajo las que se encuentran los profesores en Argentina para que todos sean buenos maestros.

Sin embargo, no podemos iniciar ningún programa de forma efectiva si no conocemos quiénes son nuestros maestros...Por ello, como forma de ver el vaso "medio lleno", me gusta mostrar que existen muchísimos colegas que realizan su trabajo diario "haciéndose cargo", tal como el título de la misma nota del blog de Sebastián Katz... Les propongo leer el siguiente post de su blog...

Comentarios

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Un tema a resolver por los maestros.

Sindicatos. Docentes. Comienzos de clase. Paros ¿Por qué llegamos hasta acá?

Ley de obligatoriedad de sala de 3 años. Aportes para el mejoramiento del proyecto oficial